SJE MESIS AUDIO

Enrique Bunbury no es su pasado

El español habló en exclusiva con Excélsior sobre su desinterés por ser una persona nostálgica y la necesidad de representar diferentes versiones de sí mismo a través de sus canciones

Articulo por: viernes 29 mayo, 2020

Aferrarse al ayer es una acción imposible en la vida de Enrique Bunbury, caso contrario sucede con las personas fieles a un momento particular de su obra, negadas a abandonar los días de Héroes del Silencio, del Huracán Ambulante o de su mágico complemento junto a Nacho Vegas.

Posible, su nuevo trabajo, disponible desde hoy, se convierte en un documento literario con personajes, pensamientos, intimidades, influencias y, lo más importante, transgresión, elementos que, al mismo tiempo, brindan respuestas claras a todos aquellos que, disco con disco, buscan ese atisbo que los remita al pasado.

Directamente hay que remitirse a la canción Deseos de usar y tirar, en la que descansa una frase que tomó de Nick Cave, una fuerte y continua presencia en sus álbumes, “Tú no eres tu pasado”.

“Es una frase liberadora”, dice en exclusiva con Excélsior. “Saber que existen nuevas versiones de ti mismo esperándote. Que no hace falta ser siempre el mismo, que puedes crecer, evolucionar, cambiar y ser quien desees cuando lo desees.

“(Transgredir) es nuestra obligación como creadores. Complacer y agradar como norma, es contrario al propósito del arte. Eso es decoración. Algo que funcione bien con los colores de mi pared, que se acomode a mis veranos en Cancún. Siempre he tenido seguidores que esperan que repita alguna de las etapas que disfrutaron más.

“Particularmente, a mí no se me ocurriría esperar, ni pedir a mis artistas favoritos, que hicieran otra cosa más que lo que consideren en cada momento, lo que necesiten expresar de forma honesta”, comenta el zaragozano.

Enrique ha decidido mirar al interior, y no al exterior como lo hizo con Expectativas, su producción pasada, con 10 textos que representan diferentes versiones de sí mismo, a partir de personajes que atemorizan al propio autor, pero, al mismo tiempo, le dan esperanza.

También volteó a figuras cambiantes, además de Nick Cave, como Frida Kahlo y Diego Rivera, pues incluyó un fragmento, no literal, de una carta que la pintora le envió a su amado. “Vidas tormentosas que provocaron arte mayúsculo”, así los define durante la charla.

Imposible no seguir mirando a México en su ejercicio. Escribió Mariachi sin cabeza pensando en las noches de bohemia y en un amigo mexicano como hilo conductor.

Bunbury no deja pasar la oportunidad de platicar algunas de sus historias en Garibaldi o en el Salón Tenampa, eso sí, con sus respectivas restricciones y dejando entrever que, si investiga muy a fondo, debe existir material fotográfico que ilustran sus hazañas.

“He visto el amanecer abrazado al mariachi. Durante un tiempo uno de los camareros del Tenampa venía a las fiestas que organizamos para sentirnos como en casa. Y algunos de los grupos de mariachi y norteñas han seguido con nosotros”, comparte.

Sus manuscritos también tocan el poder del lenguaje en el tema Las palabras y, aunque en el pasado declaró a través de la rola Hay muy poca gente (Hellville de Luxe) que “las palabras no sirven para nada”, ahora se retracta, ha encontrado más razones para creer que sí sirven, subraya.

Además de traer una crónica (Como un millón de dólares) que hace recordar aquel relato de Ciudad de las Bajas Pasiones, de Flamingos. “Tiene el punto narrativo y pinceladas de humor, pero es un relato sobre una persona que llega a Los Ángeles con ganas de comerse al mundo y está dispuesto a cualquier cosa”, explica.

Hasta terminar con los Términos de mi rendición, una rola hasta cierto punto confesional, que lo hace cuestionarse cuánta realización personal y profesional hay en cada una de las profesiones, y hasta qué punto es una pérdida de tiempo ante la importancia de vivir.

Dentro de la radiografía que Enrique otorga de Posible, existe una conclusión importante: “Radical sonora fue un disco de rock, Posible, en mi opinión no lo es. Lo único que tiene en común es el teclado y la programación, pero la producción la concebí de forma diferente”, agrega.

PREFIERE ESPERAR

La gira de Posible tenía contemplado arrancar este verano, como regalo de sus 53 años, sin embargo, debido a la pandemia, ésta y su fecha en el primer Vive Latino en España, en su natal Zaragoza, fueron pospuestos para 2021, debido a que Enrique Bunbury considera que el distanciamiento y la limitación de ingresos a sus conciertos no cumplen con la visión que él tiene respecto a la manifestación y conexión del arte.

Asegura que incluirá a la CDMX para presentar su nuevo álbum.

A SALVO ENTRE LIBROS

La familia de Enrique Bunbury no ha mostrado ansiedad por el confinamiento, pues ellos acostumbran a pasar tiempo en casa leyendo, escribiendo, pintando y creando música. “Un buen libro te hace mejor compañía que un regimiento de infantería. Y saber encerrarte en tu propio mundo es un salvavidas muy útil en estos tiempos de ciencia ficción”, señala.

Excélsior

Durango

El tiempo por Tutiempo.net

Dólar

México Venta: $ 20.66
EUA Compra: $ 19.25
  • Sondeo

    • ¿Crees que las grandes obras del país deben ser consultadas?

      View Results

      Loading ... Loading ...